Recetas de ensaladas de lechuga

Ensalada de lechuga con aderezo de mayonesa

Crujiente, refrescante, un poco rica, un poco salada, dulce y picante, esta magnífica ensalada de lechuga de mantequilla es todo eso y da en el clavo. La lechuga de mantequilla es uno de esos ingredientes infravalorados, que a menudo se pasan por alto, pero que resulta completamente lujoso -se llama lechuga de mantequilla, incluso suena lujoso- y que recomendamos encarecidamente incorporar a tu día a día, o al menos a tu semana.

La “lechuga manteca” -o a veces la verás mencionada con el nombre completo de “lechuga manteca”- es un término que en realidad abarca algunas variedades de lechuga manteca, incluyendo la lechuga Boston y la lechuga Bibb. Sin embargo, no hay demasiada variación en términos de sabor, por lo que cualquiera de estas lechugas que veas en la tienda o en el mercado dará casi la misma ensalada. Cualquiera de las lechugas de este tipo de familia será delicada y (lo has adivinado) un poco de sabor dulce y mantecoso. Esa delicada y rica dulzura es la razón por la que nos gusta tanto para esta ensalada: es el complemento perfecto para todas las cosas afiladas y sabrosas con las que la mezclamos para hacer una ensalada súper anhelada.

Recetas de ensalada de lechuga fría

Me encantan las ensaladas, pero también soy una especie de bebé cuando se trata de comerlas. Las lechugas tienen que estar perfectamente crujientes y frescas, por lo que soy una loca de la conservación adecuada, incluyendo el replanteamiento del uso de mi frigorífico, el uso de una toalla de papel o un paño seco para envolverlas, o incluso inflar un poco de CO2 en la bolsa de plástico para mantenerlas frescas. Incluso he desarrollado un arsenal de trucos para devolver la vida a las verduras empapadas. Cuando quieres consumir las verduras de la ensalada tal cual, deberían estar así, ¿verdad? Imagen de Qfamily/Flickr Sin embargo, por muy asidua que sea a la hora de almacenarlas o mantenerlas, hay veces que acabo con unos buenos puñados de verduras marchitas que no cumplen con mis estándares de ensalada. Afortunadamente, hay otras formas de utilizar tanto las hojas verdes como los cogollos de lechuga, porque lo único peor que las hojas empapadas es el desperdicio.

Conviértelos en zumos o batidosSi tienes un exprimidor, una de las formas más sencillas de aprovechar las verduras que no son frescas es convertirlas en un buen y saludable zumo verde. Añade un toque de jengibre y una manzana u otra fruta dulce si no te gusta el sabor de los zumos de verduras, y tendrás un delicioso capricho y un sentido de la virtud al utilizar todas las verduras. A los ávidos exprimidores les encanta utilizar lechugas y ensaladas verdes. Dicen que la alta cantidad de clorofila de esos alimentos es aún más efectiva en forma de jugo. Imagen vía Mely’s Kitchen ¿No tienes un exprimidor? No hay problema. Podemos mostrarte cómo hacer jugo fresco sin uno. Es muy, muy fácil. Y si tienes una licuadora, puedes hacer porciones de batidos individuales con un tarro Mason.

Las mejores recetas de ensaladas de lechuga

Esta rápida y fácil ensalada de lechuga con aguacate y aderezo de Dijon es un gran plato de acompañamiento o un almuerzo de verano. Con ingredientes sencillos y sabores frescos, esta ensalada se prepara en menos de 15 minutos.

Esta ensalada, de un verde espléndido, es un éxito que está en la mesa en menos de 15 minutos. Ideal para servir junto a un plato principal de carne, o como un almuerzo ligero en un día cálido, esta ensalada sencilla pero sabrosa nunca decepciona. Con un aderezo rápido y fácil de usar en la despensa, una gran lechuga de mantequilla, aguacate y cebolletas, esta ensalada es tan sabrosa como fácil de preparar.

La lechuga mantequilla es en realidad el nombre de un grupo de lechugas, como la lechuga Boston o la lechuga Bibb. Una lechuga delicada y ligeramente dulce, esta verde funciona bien con sabores más atrevidos como el queso Asiago y vinagretas sabrosas. Por eso me encanta para esta ensalada. También es una gran candidata para cubrir hamburguesas y sándwiches.

Un centrifugador de ensalada. Esto hace que lavar y secar la lechuga sea MUCHO MÁS FÁCIL. Si no tienes espacio para una (te siento, yo vivo en una habitación), lavar bajo agua fría y secar en paños de cocina será suficiente.

Ensalada de lechuga deutsch

No me canso de probar esta ensalada de lechuga iceberg. Esta fácil receta está repleta de deliciosos sabores y texturas y es el plato frío perfecto para servir en los meses más cálidos. Desde los jugosos tomates hasta el crujiente rábano, pasando por los crujientes pepinos, este plato tiene muchos sabores complementarios. También hay un aderezo casero que es muy fácil de hacer y que añade algunos sabores picantes.

La mayoría de las ensaladas son saludables, y ésta no es una excepción. Yo añado corazones de cáñamo y hierbas frescas para añadir beneficios para la salud y el aderezo es agradable y ligero. Se trata de una receta versátil, por lo que puedes variar los ingredientes para atraer a los comedores más exigentes o a los alérgicos. También puedes preparar las verduras con antelación para que sea fácil preparar tu ensalada de lechuga iceberg cuando estés casi listo para servir. Echemos un vistazo a los ingredientes que usarás para hacer este delicioso y satisfactorio plato.

Puedes guardar esta Ensalada de Lechuga Iceberg en un recipiente hermético o cubierta con papel de plástico durante un día aproximadamente. Para conservarla durante más tiempo, guarda las verduras sin aliñar en un recipiente y el aliño en otro. Sólo combínalos cuando estés listo para servirlos. De este modo, podrás mantenerlas frescas hasta 5 días.

X